¿Por qué contratar una limpieza de fin de obra?

Limpieza de fin de obra

 

Limpieza de fin de obra: uno de los servicios más demandados

La limpieza de fin de obra es, en efecto, uno de los servicios que más habitualmente solicitan los particulares a empresas de limpieza como Clyma. No importa cuál sea la reforma, dónde la realicemos ni su envergadura: cuando termine, siempre nos encontraremos con polvo, escombros, restos de pintura… en definitiva, grandes cantidades de suciedad y, en muchos casos, difícil de limpiar.

¿Por qué no es buena idea encargarnos nosotros mismos de limpiar la suciedad producida por una obra? Aunque sin duda podríamos ocuparnos de los restos más superficiales, debemos tener en cuenta que una empresa de limpieza siempre podrá ir mucho más allá. 

 

Los problemas de limpieza que causan las obras y reformas

Una obra en casa genera, en primer lugar, grandes cantidades de polvo. Un polvo que no solo se depositará en las superficies visibles de la casa, sino también entre los muebles y electrodomésticos y en los rincones más insospechados. 

Si no lo limpiamos correctamente, tendremos que convivir con ese polvo durante meses, con los problemas que eso causará en los elementos de nuestro hogar (que se irán deteriorando y verán mermada su vida útil) y en nuestra propia salud, especialmente si sufrimos de afecciones respiratorias y dolencias similares.

También debemos pensar en el factor estético, que es otra de las principales razones para contratar una limpieza de fin de obra una vez concluida la reforma de nuestra vivienda o local comercial. Ciertas manchas y ciertos restos no pueden ser eliminados con productos de limpieza domésticos, cuyo uso puede resultar no solo ineficaz, sino contraproducente (como, por ejemplo, cuando intentamos librarnos de las manchas de pintura).

Las limpiezas de fin de obra en resumen, tienen que ver con la experiencia, la profesionalidad, la capacidad de adaptación y el uso de productos específicamente diseñados para resolver los problemas a los que nos enfrentemos. Que es justo todo de lo que carecen los particulares, como es lógico, y es también todo lo que en Clyma ponemos a disposición de nuestros clientes.

 

Así que si tienes una obra en curso y te estás preguntando cómo podrás ocuparte de todo cuando el trabajo termine, nosotros tenemos la respuesta: contacta con Clyma y te ayudaremos a que tu casa, local u oficina luzca en perfectas condiciones lo antes posible.

Si quieres saber más acerca de cómo trabajamos, llámanos ahora sin compromiso al 94 415 10 22 o rellena nuestro formulario. Te esperamos.

Comparte en tus redes...

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *