Limpieza de guarderías: cuando la higiene es lo más importante

Limpieza de guarderías

Por qué nunca se debe descuidar la limpieza de guarderías

No exageramos nada si decimos que la limpieza de guarderías es un trabajo para el que solo se debería confiar en las mejores empresas de limpieza. En este blog ya hemos hablado, en ocasiones, de la importancia de la limpieza de colegios y centros educativos, pero las guarderías están un paso más allá.

No en vano, las guarderías son los primeros lugares en los que los niños pasarán muchas horas fuera de casa, solos, sus primeros espacios de encuentro y socialización. Allí estarán mucho tiempo en compañía de otros niños, todos ellos en una edad de especial vulnerabilidad frente a gérmenes y otros elementos patógenos que prosperan allí donde la higiene es deficiente.

La limpieza en guarderías es, por lo tanto, un valor fundamental: la garantía de que esos centros en los que los pequeños pasarán tanto tiempo serán auténticos espacios de bienestar, sin riesgos para su salud. Riesgos que, por cierto, pueden venir tanto de falta de higiene como de los productos que se empleen para limpiar. Y es que la necesidad de utilizar productos de limpieza que no sean agresivos es aún más acusada en las guarderías y jardines de infancia.

 

Lo que debemos tener en cuenta en la limpieza en guarderías

Debemos entender que los niños aún están descubriendo el mundo, por lo que no son conscientes de que hay acciones que pueden perjudicarles. Tenderán a llevárselo todo a la boca –un bolígrafo, un cojín, una manta, la manilla de una puerta, etc.–, estarán en el suelo, se tocarán los unos a los otros, estarán en contacto con mucosidad, sangre… son solo unos pocos ejemplos del tipo de prácticas habituales en una guardería que hacen que estos lugares sean perfectos para la transmisión de enfermedades e infecciones.

Este problema será más acusado cuanto más pequeña sea la guardería. Como es evidente, menor superficie implicará mayor contacto entre los niños y, por lo tanto, mayores riesgos. Esto deberá tenerse en cuenta a la hora de diseñar el plan de limpiezas.

Además, tampoco se puede olvidar que en las guarderías se juntan muchos niños que aún utilizan pañales. Por lo tanto, contar con procedimientos para el tratamiento y limpieza de este tipo de residuos será fundamental: contenedores especiales, ventilación adecuada, desinfección, etc.

La cuestión de los productos de limpieza, que ya hemos adelantado en el apartado anterior, es también una de las más importantes. Deben ser productos de limpieza apropiados para un entorno tan delicado como el de una guardería: los productos cáusticos o corrosivos, por ejemplo, están descartados, salvo que sean imprescindibles (y en ese caso, nunca deberán utilizarse con los niños cerca).

También deben evitarse las mezclas de productos, salvo que estemos totalmente seguros de que serán inocuas. Por último, y aunque parezca un consejo muy evidente, hemos de mencionar que es también muy importante que los productos de limpieza se guarden fuera del alcance de los niños. De lo contrario, podrían ingerirlos o llevárselos a los ojos, con nefastas consecuencias.

 

Tareas imprescindibles para limpiar una guardería correctamente

  • Ventilación de las instalaciones para evitar la concentración tanto de posibles microorganismos perjudiciales como de los productos de limpieza que empleemos.
  • Abrillantado y encerado de suelos, con cuidado de no provocar accidentes.
  • Limpieza de cristales.
  • Limpieza de colchones y colchonetas para evitar posibles alergias, asma, etc.
  • Limpieza de la cocina: los niños no accederán a ella, pero es el lugar en el que se manipulan los alimentos que tomarán. Debe estar en perfectas condiciones.
  • Limpieza de alfombras y moquetas.
  • Limpieza de mobiliario.
  • Limpieza y desinfección de juguetes, juegos de mesa, etc.

 

En Clyma somos expertos en la limpieza de guarderías y la limpieza de colegios y otros centros educativos en general. Llevamos más de 35 años creando espacios saludables y de bienestar para estudiantes, trabajadores y familiares en toda clase de instalaciones educativas como la tuya.

Si quieres saber más acerca de cómo trabajamos, no sigas posponiéndolo: contacta ahora con Clyma en el 94 415 10 22 o rellena nuestro formulario, sin ningún compromiso.

Comparte en tus redes...

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *