¿Cómo hacer la limpieza de toldos de terrazas y patios?

Limpieza de toldos

 

Limpieza de toldos durante los meses fríos del año

Los toldos son un complemento imprescindible en muchas casas. Durante los meses cálidos, realizan una importante función al protegernos frente al sol y las altas temperaturas, pero eso también significa que pasan mucho tiempo expuestos a los elementos y a diversos tipos de suciedad.

Casi siempre, el polvo y la humedad serán los dos principales enemigos de nuestro toldo. Sin un mantenimiento adecuado, los toldos pueden sufrir mucho y ver reducida su vida útil de forma considerable.

Como podemos imaginar, los meses fríos son, junto con las primeras semanas de la primavera, uno de los mejores momentos del año para la limpieza de toldos. Así, quedarán en perfectas condiciones para cuando llegue el momento de utilizarlos.

Uno de los factores más importantes que debemos tener en cuenta a la hora de limpiar un toldo es dónde está situado. Los toldos en patios o pisos bajos pueden ser desenrollados y limpiados con facilidad, pero en el caso de los toldos en pisos elevados deberemos tener más cuidado o, si el acceso es muy complicado, contratar a una empresa de limpieza especializada.

 

¿Cómo limpiar toldos en patios y pisos bajos?

Los toldos en pisos bajos son, como ya hemos mencionado, más fáciles de limpiar. Suele ser muy sencillo acceder a ellos, por lo que solo necesitaremos una escalera y materiales de limpieza: manguera, cubo y paños. Es recomendable utilizar solo detergentes suaves, ya que los productos de limpieza más agresivos podrían dañar la impermeabilidad del toldo.

Debemos centrarnos en las manchas causados por la humedad y la suciedad ambiental, además de retirar cuidadosamente la capa de polvo que se habrá acumulado durante los meses anteriores.

Es muy importante mantener el toldo desplegado mientras se seca el agua y nunca empezar a recogerlo ni siquiera con leves restos de humedad. Si no, podrían formarse nuevas manchas, crecer hongos y otros problemas.

 

¿Cómo limpiar toldos situados en pisos elevados?

En el caso de los toldos situados en pisos elevados, normalmente no es posible realizar limpiezas a fondo sin ayuda. Por lo tanto, para un buen mantenimiento es recomendable sacudir con regularidad el toldo utilizando un cepillo o una escoba y limpiar las zonas que sí podamos alcanzar. No bastará con esto para mantener el toldo totalmente limpio, pero al menos evitaremos que se acumulen cantidades excesivas de polvo y que aparezcan manchas causadas por la humedad o suciedad.

Para un buen mantenimiento a largo plazo de los toldos en zonas elevadas, nuestra mejor opción será contratar a una empresa de limpieza que se ocupe de este tipo de intervenciones especiales.

No solo evitaremos correr riesgos innecesarios, sino que tendremos la seguridad de que nuestro toldo se encuentra en las mejores manos, lo que, como ya hemos visto, contribuirá a alargar su vida útil y nos ahorrará dinero. Lo más recomendable es contratar una intervención de limpieza al menos una vez por temporada, si es posible.

 

Y si tu toldo presenta necesidades de limpieza especiales, o si simplemente te gustará recibir más información acerca de cómo mantenerlo en perfectas condiciones, no olvides que en Clyma podemos ayudarte.

Llámanos ahora al 94 415 10 22 o rellena nuestro formulario y te asesoraremos sin ningún tipo de compromiso.

Comparte en tus redes...

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *